testar correctamente un herraje

No sería la primera vez, ni será la última que durante la primera reunión con un cliente nos damos cuenta de que las características de las que nos habla, no corresponden con el herraje que nos está enseñando. Testar correctamente un herraje y darnos cuenta de esto, es un momento muy comprometido. Pero IBMH adquiere un compromiso con sus clientes y lo cumple desde el principio. Hay que velar por sus intereses así que hay que hablar claro. Por suerte, en la mayoría de los casos, a partir de ese instante, se estrecha la relación y comienza una etapa en la que divulgación es la protagonista.

Desgraciadamente, y en más ocasiones de las que pensáis, los herrajes que se comercializan no tienen la calidad que se está pagando. Por esto es muy importante que seais capaces de testar correctamente un herraje y/o sepáis quien puede hacerlo en confianza.

En IBMH cuando decimos que somos “expertos y especialistas” no es solo porque trabajamos desde hace 24 años en el sector del herraje, sino porque todo nuestro equipo está altamente cualificado y es realmente experto en su campo.

Recomendaciones paso a paso para testar correctamente un herraje

 

Aparentemente, realizar el testeo de un herraje no parece muy complicado pero sin duda es un análisis más complejo de lo que muchos creen. Las variantes que debemos tener en cuenta son:

Antes de entrar en fábrica…

Con el herraje fabricado y ya en nuestras manos…

  • • Comprobar el mercado al que va dirigido el herraje.
  • • Verificar el nivel de exigencia que el cliente ha especificado para cada característica:
    • • espesor.
    • • longitud.
    • • diámetro.
    • • peso.
    • • resistencia.
    • • la fuerza de empuje.
    • • el sistema con el que se debe describir (Newton, Kilogramos-Fuerza o Libras-Fuerza).
  • • Verificar si se trata de un diseño único o si por el contrario existen otros iguales. A veces nos proponen conseguir el “mismo” herraje a mejor precio pero muchas veces no es el mismo, solo lo parece. A la larga sus diferencias, imperceptibles para muchos, podrán colocar a tus productos en una categoría inferior.
  • • Examinar los diferentes componentes.
    • • ¿Consta solo de elementos metálicos o se incluyen otros materiales como plásticos o madera?
    • • ¿Dispone el herraje de elementos externos para su instalación? (tornillos u otros métodos de fijación) Si son necesarios, agregarán otras características y variantes a la inspección.
  • No te limites a verificar solamente las características básicas del herraje. Te recomendamos verificar también:
    • • el tipo de plástico u otro material utilizado.
    • • su color.
    • • su resistencia.
    • • el tipo de cuerda.
    • • la especificación de los tornillos que lo acompañan. No sería la primera vez que un tornillo es el causante de grandes dolores de cabeza para los jefes del Departamento de Compras.
  • • Considerar por adelantado si el producto va a necesitar un acabado estándar (zincado, tropicalizado o cromado), o si requiere una especialidad en el acabado.

testar correctamente un herraje

A la hora de embalar la mercancía…

  • Y por último hay que revisar el embalaje. Debe cumplir las especificaciones estándar del fabricante o las personalizaciones que haya solicitado el cliente. Estas personalizaciones pueden tratarse de:
    • • la colocación del logotipo en un embalaje.
    • • incorporación en el envío de una protección extra, a prueba de golpes o humedad.

 

Todos estos puntos y un amplio conocimiento son los necesarios para testar correctamente un herraje. Te animamos a que los interiorices y los tengas en cuenta en tu próxima comprobación. ¡También te animamos a que contactes con nosotros! Sin duda alguna podemos ayudarte en tu importación de herrajes para muebles y construcción. Mientras tanto, no olvides que es necesario comenzar en la etapa de materias primas y terminar con el embalaje. El proceso de la fabricación es indudablemente muy importante pero no es ni mucho menos, único.